Opinión. La industria cárnica: Veganismo

Claudia Martínez de Roa  y Ainhoa Rueda Rodríguez (4º E.S.O)

Seguro que alguna vez has oído hablar del veganismo, sobre todo últimamente en las redes sociales; pero ¿qué es el veganismo? ¿Por qué es un tema tan polémico? ¿Es realmente algo tan importante como parece?

El veganismo es una conducta moral que consiste en abandonar el consumo de animales y productos de origen animal, no solo alimentos, sino también productos testados en animales como pueden ser cosméticos, productos de higiene, tabaco, etc.  Las personas que deciden pasarse al veganismo lo hacen principalmente por una condición moral, que consiste en principalmente evitar el sufrimiento de los animales y en su liberación

A su vez, este tipo de alimentación es una forma saludable de perder grasa y tener más energía, y disminuye la probabilidad y evita el desarrollo de algunas enfermedades como el cáncer o la diabetes, todo esto provocado por los químicos introducidos a la carne en las fábricas que la procesan. También contribuye a la ayuda contra el cambio climático, ya que las dietas basadas en la producción industrial e intensiva de carnes y pescados es la principal causa del calentamiento global.

Según la FAO (Organización Mundial de la Alimentación y Agricultura), la ganadería es el sector que más gases de efecto invernadero emite, aproximadamente el 18%, produciendo un 9% de las emisiones mundiales de CO₂, superando a las explotaciones mineras, petróleo y gas natural en la emisión de metano, y emitiendo el 65% de N₂O, siento estos dos últimos los gases con un efecto invernadero más alto que el CO₂.

Cantidad de agua necesaria para producir alimentos
Estadística de consumo de litros de agua necesarios para la producción de alimentos, siendo la carne los más elevados. (Fuente: Statista: el portal de estadísticas).

 

 Ahora hablaremos sobre los mitos en el veganismo. Por ejemplo:

  1. Las plantas también sufren dolor. Esto es falso, ya que las plantas no tienen sistemas nerviosos centrales o cerebros, esto significa que no sienten dolor.
  2. Los alimentos veganos son caros. Los alimentos clásicos veganos como la judía, la pasta, el tofu o el arroz entre otros son mucho más económicos que la carne. El dinero que ahorras en la carne lo puedes invertir en leches o quesos veganos.
  3. Los deportistas, bebés y embarazas no pueden ser vegetarianos o veganos. En la parte de los deportistas se asocia a la falta de proteínas, pero lo importante es la cantidad y la variedad en la alimentación, (no se necesita tomar carne para conseguir proteínas) por lo tanto no se perderá masa muscular ni fuerza.

En bebés y embarazas es prácticamente igual ya que una persona puede ser vegana en cualquier momento de su vida, desde la niñez hasta la vejez.

  1. Necesitas comer carne para estar sano o necesitar la carne para la proteína, lo cierto es que la proteína no viene solo del animal, hay muchas opciones vegetales e incluso tener exceso de proteína puede provocar enfermedades.

Después de desmentir los típicos comentarios contra el veganismo, hablaremos sobre algunos alimentos vegetales en los que puedes conseguir las vitaminas, proteínas, calcio… etc., al igual que los puedes conseguir con productos de origen animal.

  1. Proteínas, las puedes conseguir en legumbres, productos derivados de la soja, frutos secos, semillas (de girasol, de sésamo, de calabaza, etc.) y en los cereales (pan, pasta, avena, arroz, etc.)
  2. Hierro, las verduras de hoja verde son de las que más hierro aportan, legumbres, cereales y frutos secos.
  3. Calcio, vegetales verdes como las espinacas, el brócoli o la col rizada, zumo de naranja, arroz y tofu.

Finalmente, con estos pequeños ejemplos sobre los alimentos vegetales, lo único que podemos darle razón a la gente omnívora es en la vitamina D y la B-12.

¿Por qué? Porque en el caso de la B-12 solo proviene de origen animal, a no ser que la implanten en un producto para veganos que puedas encontrar en el supermercado ya que para poder conseguirla necesitas tomar suplementos, es lo más recomendado, aún así, con el paso de los años al cuerpo le cuesta más absorberla, así que es una recomendación para veganos, pero también para omnívoros. Ya que es muy importante.

En el caso de la vitamina D, no es tan difícil de conseguir, mediante el sol y productos como mantequilla vegana puedes conseguir vitamina D, aunque se recomiendan los suplementos, pero las personas veganas no tendrían problemas con la vitamina D2 ya que proviene de fuentes vegetales. La vitamina D3 sí proviene de origen animal.

Como conclusión, nosotras personalmente queremos pasarnos poco a poco al veganismo por los beneficios que conlleva, y animamos a la gente que quiera hacerlo que no tenga miedo a dar el paso.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s